The Viking’s Mama

Pensamiento visitado 2030 veces.

En el primer cumpleaños de mi pequeño vikingo, quiero presentaros un proyecto en el cual ya llevo embarcada un tiempo y del que estoy muy ilusionada. Se trata de The Viking’s Mama
Es un blog donde pretendo que de la mano del pequeño Eric viváis junto a nosotros nuestras aventuras y experiencias. Tengo muchas ganas e incluso la necesidad de contar al mundo mis vivencias, sentimientos, reflexiones… como mamá y de ahí esta idea que espero que os guste y os animéis a seguir.

Asimismo The Viking’s mama tiene su cuenta en twitter @vikings_mama ¡Ya estáis tardando en haceros followers! 🙂

No quiero despedirme sin antes agradecer a todos los que de algún modo estáis ahí y me comentáis cositas siempre que lanzo mis #babytweets y mis #babyfacts.
Y en especial quiero agradecerle a Raül J Roca el que haya puesto bonita nuestra nueva casa (¡El logo es precioso!)
A @quetzatl_ y a @viernescilla por mostrar tanto entusiasmo e interés en mis historias de mami primeriza, mandarme artículos, contarme sus experiencias o las de sus amigos y ser los primeros en comentarme que les encantaría leer en un blog lo que vamos viviendo.
Y como no a mi Juanjo porque junto a él me he convertido en mamá vikinga y tenemos a nuestro maravilloso y mágico bebé.

Hasta la próxima y ¡abrazos vikingos!

Entrevista viajera

Pensamiento visitado 1483 veces.

¡Hola! hace muchísimo tiempo que no actualizo mi “Lágrima” y no es por falta de ganas, más bien ¡por falta de tiempo! Como muchos ya sabréis, soy mamá desde el pasado 13 de noviembre del bebé más precioso del universo, para mí claro está, se llama Eric y es un amor y un bichito! que me tiene robados corazón y tiempo a la par.
Esta vez pero, no vengo a hablaros de Eric y mi experiencia como mamá, que todo llegará, sino que vengo a hacerme algo de autobombo.
Gracias a mi pasión viajera y al TBM14 (Travel Bloggers Meeting) al que tuve la gran suerte de haber sido invitada junto con Juanjo por Vicky y Eddi pudimos difundir las diferentes maneras de viajar, en nuestro caso, como viajamos una pareja de personas ciegas. Ahí conocimos a muchos bloggers viajeros geniales y muy interesados en nosotros y en nuestros viajes y más aún después de la charla que tuvimos la oportunidad de dar. Y aún más suerte tuvimos del hecho que quisieran plasmar en sus blogs y hasta en medios de comunicación como radios y el propio Periódico de Catalunya, nuestras experiencias.
Hoy os traigo una de estas entrevistas, la última, que me hizo Marta de La mochila de mamá Para Onda Mujer espero que os guste y ¡disfrutéis tanto oyéndola como lo hice yo respondiéndola!
Ser invidente y viajar… ¿es compatible?

Hasta la próxima y como siempre ¿animaros a comentar!

Un sueño hecho realidad

Pensamiento visitado 2593 veces.

Desde muy pequeña me han fascinado los olores, todos sus matices, todo lo que pueden evocar, desde conocer a una persona por su olor hasta todos los recuerdos asociados a ese olor en concreto…
Sobre el olor y sus recuerdos recomiendo especialmente el post que escribió Juanjo: ¿A qué huelen los recuerdos? y los comentarios subsiguientes.
Pues bien, como no podía ser de otra manera, desde siempre he coleccionado perfumes y jabones de distintas formas y olores, y claro, como tampoco podía ser de otra manera, uno de mis sueños siempre ha sido poder ir a Grasse, la cuna del perfume y empaparme con todas las esencias naturales de las cuales se pueden crear estas pequeñas obras de arte y sobretodo, poder ser yo una de sus creadoras.
No he ido a grasse,  ¡pero sí he cumplido mi sueño gracias a Juanjo! 

Fue la mejor manera de empezar este 2014, fuimos de escapada a Almería el pasado 2 de enero a pasar allí una noche y cuando estábamos llegando, porque yo
solo sabía que íbamos a alguna parte pero no adónde, Juanjo me desveló la sorpresa.
¿Por qué a Almería? pues porque hay una perfumería donde es posible crear tu propio perfume con un perfumista en su laboratorio. Y como teníamos hora para el viernes por la mañana, pues aprovechamos el jueves cuando llegamos para hacer otra actividad relacionada con otro tema que me fascina, la historia.
Teníamos reservada una visita guiada a los refugios subterráneos antibombardeos
que se construyeron en la guerra civil. es una visita que recomiendo ttotalmente, por su gran interés histórico y por la impresión que da recorrer esos
pasadizos subterráneos imaginando como debía sentirse la gente cada vez que tenía que adentrarse en esos túneles al sonido de las alarmas antibomba.
después de la visita, fuimos al hotel Nuevo Torreluz, donde nos alojábamos que me gustó mucho, habitaciones muy amplias, a recoger a Bella y Mery para sacarlas a pasear y quedamos con nuestra amiga María Teresa, por fin la desvirtualizamos! y cenamos de tapeo mientras hablamos de todo un poco. 

Al día siguiente y después de haber desayunado fuimos a la perfumería sensorial Parfumerie alternative donde Maxime, su perfumista, nos esperaba.
Pasamos  3 horas en el laboratorio ¡que se me hicieron cortísimas! NO voy a contaros todo el proceso porque realmente vale la pena que lo probéis, pero sí os diré que fue mágico.
Primero Maxime me preguntó qué tipo de perfume me gustaba, luego me hizo oler ciertos perfumes para definir las famílias olfativas que más me gustaban, y una vez definidas (sobretodo me incliné por las famílias floral/frutal y floral/verde), empezamos la creación del perfume, que se compone de 3  partes:

  • fondo: Es la parte del perfume que más perdurará una vez puesto. aquí encontramos la base, con esencias en mi caso florales y almizcle para fijarlo.
  • Corazón: como su nombre indica, es la parte central del perfume. Yo lo hice con más esencias florales y también frutales.
  • Cabeza: es lo primero que vamos a oler del perfume una vez nos lo pongamos. aquí encontraremos esencias más frescas y volátiles, en mi caso fueron frutales y herbales.

Maxime me comentó que éste órden era el que él solía aplicar a la hora de preparar un perfume pero no tenía que ser obligatoriamente así.
Una vez hechos estos 3 pasos, ¡mi perfume, NAMIDA, estaba creado! solo faltaba embotellarlo, etiquetarlo y tener paciencia durante una semana sin usarlo para dejarlo madurar.
Laura, la pareja de Maxime y dueña también de la perfumería fue quien me etiquetó el perfume y me dieron una copia de la fórmula para que cuando se me agote, pueda llamarles para que me hagan una recarga.

Estoy encantada con la experiencia, ha sido inolvidable y el trato que han tenido con nosotros, exquisito.
Así que a todas y todos los que os guste este mundo, es una experiencia que no os podéis perder, ya sea para vosotros mismos o para regalar a alguien especial, ya que tienen la opción de la targeta regalo.

Por hoy me despido agradeciendo a María teresa por descubrirme esta perfumería, a Juanjo por ser el rey mago que hizo que cumpliera mi sueño y a Maxime y laura por haber tenido esta maravillosa idea de los perfumes personalizados y haberla puesto en marcha para que todos la podamos disfrutar.

Sintiendo Bali, Java y Bangkok

Pensamiento visitado 2777 veces.

1ª etapa: Preparación.

Hola! por fin después de varios meses, vuelvo por aquí para contaros mis andanzas.
Desde luego este verano ha sido el más importante de mi vida, ¿por qué? pues porque me he convertido en una mujer casada, ¡sí! aún tengo que escribirlo para ir acostumbrándome 🙂 ya que en realidad, todo sigue igual que antes de casarnos. Bueno…, todo todo no, porque después de la boda, que por cierto fue de ensueño, (no podría haber imaginado una boda mejor y sobretodo un marido mejor), vino la luna de miel. Y claro, después de cada viaje ya no eres la misma, porque en tu vagaje has añadido nuevas y magníficas experiencias y aprendizajes, y si hablamos de la luna de miel…, pues además añadidle algo irrepetible.
Juanjo y yo somos ciegos, por lo cual, hemos necesitado un tiempo de preparación y organización para este viajazo que poco a poco os voy a ir presentando.
Después de muchas incursiones por internet, webs, blogs de viajes como Diario de abordo, nos quedamos con 2 opciones.
Como ya habréis visto en el título, la opción que finalmente resultó escogida fue la de una primera incursión al sureste asiático; en Indonesia visitando Bali y Java, y como clausura, en Bangkok, capital de thailandia.

lo primero que nos planteamos fue cómo íbamos a realizar este viaje, ¿nos veíamos capaces de ir más por nuestra cuenta o era mejor contratarlo a través de una agencia de viajes? en este caso, dado que nos íbamos a ir muy lejos, que nunca habíamos estado por allí, que no íbamos a llevarnos a nuestras perras guía dado la poca o nula legislación en esos países en estos temas y sabiendo que ahí el inglés no lo dominan mucho…, decidimos contratar el viaje a través de una agencia.
el siguiente paso fue decidir qué necesidades podían surgirnos en nuestra estancia por tierras asiáticas y cómo preferíamos viajar, si en grupo, en privado…, al final decidimos que lo que mejor se ajustaba a nuestras preferencias era tener un guía para nosotros, dado que en los viajes organizados suelen haber ratos o incluso días enteros de tiempo libre y queríamos aprovechar a fondo todos los días.
La verdad es que lo único que al principio teníamos claro era que queríamos viajar a Asia, pero nuestro primer objetivo era Japón, sí, ya lo sé, es mi objetivo desde hace muchos muchos años y tengo la suerte de que a Juanjo también le atrae este país. Así que estuvimos informándonos pero rapidamente descartamos ese viaje. Todas las agencias sin excepción nos aseguraron que contratar un guía exclusivo era exageradamente caro y efectivamente nos pasaron presupuestos y era un gasto que resultó inasumible.
Así pues, habiendo encontrado en Indonesia y Thailandia una magnífica alternativa a nuestra primera idea frustrada, nos pusimos a llamar a distintas agencias para exponerles nuestro caso y ver qué viajes nos proponían… En este punto tengo que decir que me sorprende el gran desconocimiento que hay entorno a las discapacidades o más bien, la escasísima oferta de turismo inclusivo. Lo poquísimo que hay, por experiencia y por lo que me cuentan al preguntar, está especializado en viajeros con discapacidad física, así que nos encontramos con agencias como el Corte Inglés que nos preguntaban si necesitábamos a una persona que nos atendiera a la hora de vestirnos, lavarnos etc y que además, no supo entender nuestras necesidades o eso creo yo, porque nos dejó colgados sin pasarnos ninguna propuesta.
Al final, sin embargo, encontramos una agencia que nos llamó la atención por el trato amable y directo que tuvieron con nosotros desde el principio y sobretodo, la buena disposición para ofrecernos todo lo que pedíamos. esta agencia es Serhs Tourism, y Anna y Núria fueron las chicas encantadoras que nos ayudaron a que nuestra luna de miel soñada, se hiciera realidad.
Una vez satisfechos con la agencia escogida, empezaron los mails y llamadas de ida y vuelta para concretar itinerarios, excursiones opcionales que queríamos hacer y no se incluían, algún cambio de hotel (para mejor, eso sí)… y como nos temíamos, algún “problemilla” de precios y de disponibilidad en cuanto a guía se refería. Y es que nos decían que para Java no había guías disponibles en español y la mayorista, aunque nosotros firmáramos una declaración de responsabilidad, no quería que fuéramos sin guía particular y solo con el grupo y un guía para todos. Nosotros les aseguramos que éramos capaces de ir esos 3 días con un guía grupal, ya que con nuestro bastón y con la suposición de que si pedíamos alguna ayudita puntual el grupo nos la daría sin problemas, nos veíamos totalmente capaces de hacer esas excursiones, pero al final no fue posible convencer a la mayorista y tuvimos que rascarnos más el bolsillo para llevarnos a nuestra guía de Bali, que fue la única alternativa que nos ofrecieron para poder visitar Java.
Y por fin llegó el momento de pagar y recibir toda la documentación del viaje…, ¡por los pelos! pero nos dió tiempo a todo y recibimos la documentación tal como les solicitamos, tanto en papel como en formato pdf, lo cual a Juanjo y a mí nos facilitó enormemente la vida porque así, al tenerla también en formato electrónico, era totalmente accesible para nosotros.

A grandes rasgos, este fue nuestro proceso a la hora de plantear, organizar y preparar nuestro viaje.
Yo os aconsejo que utiliceis internet para buscar información, es una fuente inagotable y a mí me fue fantasticamente para hacerme una idea de qué podía ofrecerme cada destino que miraba, qué requisitos se exigen en cada país, ya sea en temas de visados, como médicos (vacunas) etc, como sobretodo y lo más importante, leer las experiencias de los muchos viajeros que nos las cuentan a través de sus blogs y que ayudan muchísimo a tener una amplia perspectiva de cada destino.
además, gracias a este viaje, he podido conocer y hasta desvirtualizar a la creadora del antes mencionado blog Diario de abordo Isabel, que me contó sus experiencias en Indonesia y pasamos una tarde genial. Así que ya veis, todo son ventajas!

Y vosotros, ¿cómo os organizais a la hora de preparar un viaje?

Hasta la próxima, que será para contaros nuestro primer día, EL TRÁNSITO.

Experiencias de una teleoperadora novata

Pensamiento visitado 17643 veces.

He aquí que durante un breve lapso de tiempo, me pasé al “lado oscuro” de las y los teleoperadores y, aunque ha sido por poco tiempo, ha resultado ser muy intenso en cuanto a experiencias y a aprendizaje.
¿Por qué digo lo del lado oscuro? pues porque he estado vendiendo productos de Jazztel (para quien no lo sepa, es una compañía de servicios de internet y telefonía), durante este tiempo. Supongo que ahora ya entendéis mejor la frasecita.
Una de las primeras cosas que he aprendido ha sido que realmente, los teleoperadores tienen sentimientos y no son máquinas repetitivas. sé que habrá gente que sea más agresiva pero lo más probable es que sea requisito de la empresa.
Como decía, he aprendido mucho en los meses que he trabajado televendiendo y de lo que estoy especialmente más orgullosa de este aprendizaje es de mi progresiva pérdida de vergüenza al dirigirme a la gente, aplicado a mi vida cotidiana. Sinceramente es un alivio ser más desinhibida en este sentido.
Otra cosa que he aprendido y aplico es el tratar con amabilidad a mis “ex compañeros” de trabajo cuando llaman para venderme algún producto de alguna compañía. nunca he sido irrespetuosa ni maleducada con ellos pero ahora si cabe, tengo más en cuenta su trabajo.
Y por supuesto, como psicóloga que soy, también he reforzado mis dotes comunicativas (con quienes me dejaban) y he trabajado mucho mucho mi empatía y escucha activa hacia los clientes.

Experiencias, he tenido muchas, algunas de echarme a llorar de rabia y otras de partirme de risa. Tantas experiencias casi, como tipos de clientes.
Así a grosomodo recuerdo contestadores automáticos muy graciosos como uno imitando a Torrente, otro que dejaban hablar a un bebé, otro que rapeaba el mensaje del buzón, otro que fingía que era alguien que te cogía el teléfono…
Luego llamadas de esas cortantes como cuando llamé dos veces a distribuidores de Movistar (o sea la competencia) o cuando llamé a una anciana en una residencia.
y como no, experiencias desagradables de gente que está más que harta de recibir a menudo llamadas de jazztel, de haber pedido que no se les llame más y cuando yo llamo, explotar y con una educación bastante pésima, gritarme, amenazarme con denunciarme y este tipo de amabilidades.

Clientes, como en todo hay de muchos tipos:

  • Interesados: Escuchan lo que les ofreces y o bien compran, o bien tienen que consultarlo o bien al final deciden que mejor en otro momento que ahora no pueden cambiarse
  • no interesados: Llamas y cuando les has soltado el rollo te cuelgan directamente, o te dicen: “no me interesa, muchas gracias” y cuelgan o en otros casos aunque no les interesa son más amables y te cuentan los motivos de su falta de interés.
  • Desubicados: les cuentas de donde llamas y qué les ofreces y no tienen idea de lo que les hablas y aunque se lo expliques, se quedan en el no sé no sé o al final, no interesa.
  • Mentirosos: los que notas que se inventan cualquier excusa para largarte como: “no soy el/la titular de la línea, yo sólo trabajo aquí pero los señores no están, no sé cuando llegarán, se han ido de viaje, tengo mucha prisa y no puedo atenderle” etc. En este caso aconsejo encarecidamente que no les déis largas porque lo único que ganaréis es hacerles perder tiempo ya que os volverán a llamar y haceros perder tiempo a vosotros volviendo a tener que atenderles. Sinceridad ante todo, los teleoperadores que se sepa no son caníbales, 🙂 si no os interesa lo que os ofrecen y estáis bien con lo que tenéis, lo deciís y se acabó.
  • Maleducados: en cuanto oyen la palabra clave, en este caso Jazztel, te cuelgan sin mediar palabra o los que creyéndose superiores te largan de un modo asquerosamente condescendiente, léase “mira guapita ahora no puedo atenderte” etc.
  • Amenazadores: todos los que directamente cuando les has dicho de dónde llamas, empiezan a gritarte “¡a ver si nos enteramos! ¡lo que me estás diciendo es mentira! ¡como volváis a llamar os denuncio a la agencia de protección de datos! ¡no sé a que te dedicas pero no vuelvas a llamar o te denuncio! ¡la hora de la comida es sagrada!” etc etc etc. sé por experiencia propia que es muy cansado porque no recibimos varias llamadas solo de Jazztel, sino de todas las compañías que quieren vendernos algo y es agotador pero hay que entender que quienes nos llaman solo intentan hacer su trabajo y ganarse un sueldo para pasar el mes como cualquiera.
  • Y los ilocalizables: que por más que llames y llames, no te coge nadie el teléfono o que cuando llamas te salta una locución diciendo que ese número ya no existe.

Los que me leáis me podréis decir muy justamente que es que hay teleoperadores que realmente también son de lo más desagradable y ofensivo, lo sé porque también los he soportado y porque en mis meses de teleoperadora, más de un cliente y clienta me han contado experiencias anteriores con otros teleoperadores que es para cogerles y despedirles inmediatamente como poco. Pero tratemos de pensar que no todos son iguales y tener algo de paciencia.
Y hasta aquí, mis experiencias tanto como teleoperadora novata como de trabajadora, ya que ha sido mi primera incursión al mundo laboral. ahora estoy de nuevo enbusca de trabajo así que espero volver a estar en activo laboralmente hablando, muy muy pronto